De la hoja en blanco

Fragmento CCLXXV

De la hoja en blanco

Marti Lelis

No para cualquiera, sino para el orfebre de palabras, la hoja en blanco debe ser una promesa vaga, pero real; no el monstruo que la mira sollozante y pusilánime, pues lo suyo no es oficiar de espejo, ni de pañuelo para trágicos lamentos.

De la hoja en blanco, hay que estar enamorado: tomar con firmeza sus caderas y cabello, deslizar la punta de la pluma como caricia previa para el río detrás de la cortina, que el sabio amante ha contenido todo el día; y ahora, elevadas las esclusas, lo libera inmaculado y tibio en la pureza de la trama de sus fibras.

***

Marti Lelis / Libro de los fragmentos

Photo by Janson K. on Pexels.com

2 comentarios sobre “De la hoja en blanco

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s