Misterio

Fragmento CXLIII

Misterio

En cierto punto del relato, el espectro desesperó de la puerta condenada, giró la llave, pero resultó que todo era un sueño: el hombre realmente había muerto entre dos palabras, era el narrador, la ambulancia estaba en camino, y nosotros jamás sabríamos si éste era el final de la historia.

***

Marti Lelis / Libro de los fragmentos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s